martes, 21 de abril de 2015

El Ecumenismo ante la encrucijada LGBTI

Por: Oscar Amat y León Pérez
oscar_amat@yahoo.com

El Ecumenismo como fenómeno religioso que enfatiza la unidad de los cristianos ha atravesado diferentes momentos en su vida en nuestro país (1).  En la década de los años 60-70 el ecumenismo estuvo marcado por su énfasis en el compromiso social con los pobres; la promoción de una lectura crítica de las Sagradas Escrituras, el uso de las Ciencias del Lenguaje así como las Ciencias Sociales en su aproximación hermenéutica; y por el énfasis en una ética contextual que afirmara el cristianismo como un proceso de humanización antes que el moralismo individualista en el que hoy ha devenido.

Luego de la década de los 80 con el avance de la reacción neoconservadora en el mundo contemporáneo, se produjeron hitos importantes a nivel religioso como el pontificado de Juan Pablo II y su ofensiva religiosa en contra del progresismo del Concilio Vaticano II y la aparición de los así llamados "Documentos de Santa Fe” durante el gobierno de Ronald Reagan en los Estados Unidos de América, en los cuales se clarificaba las relaciones estratégicas que existían con el sector neoconservador de las Iglesias Evangélicas en los Estados Unidos promoviendo el desarrollo de la influencia y la hegemonía norteamericana en nuestro Continente y procurando que dicho crecimiento evangélico se convirtiera en un freno para detener el avance de la Teología de la Liberación en América Latina.

Desde allí el ecumenismo como sinónimo de progresismo sufrió álgida persecución de parte de las autoridades religiosas de los sectores cristianos mayoritarios en nuestro país: tanto desde el lado católico romano como desde el evangélico protestante. Las acusaciones que relacionaban ecumenismo con marxismo y a su vez con liberalismo teológico, hicieron mella en la conciencia de muchos líderes ecuménicos peruanos que intentaron “reciclar” su imagen para mantener algún tipo de poder religioso, construyendo relaciones de apoyo mutuo con sectores de la “derecha” religiosa y política en el país.

El ecumenismo progresista había sido herido gravemente. En ese contexto aparecen nuevas formas de ecumenismo en el país. Una corriente de este “nuevo ecumenismo” busca la unidad en base a la experiencia con el Espíritu Santo, traducida en el aumento de la intensidad de lo sobrenatural con señales extraordinarias: dones de lenguas (glosolalia), desarrollo de música “cristiana” utilizando los géneros populares y toda forma de manifestaciones milagrosas.

Otra corriente de este nuevo ecumenismo es la línea conservadora que participa activamente en la política peruana, que defiende los temas de agenda de los grupos anti-derechos. Esta postura ha puesto en su agenda pública la unidad de los líderes religiosos en contra de la afirmación de derechos de las personas LGBTI y de los derechos sexuales y reproductivos. El llamado realizado por el Cardenal Juan Luis Cipriani a la defensa de una “sana laicidad”(2)  junto con la convocatoria a un “sano ecumenismo”(3)  que defienda una agenda pro-vida y anti-derechos es la clara expresión de este tipo de ecumenismo.

Es así que importantes espacios ecuménicos a nivel mundial como “La Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos”, en el Perú parece haber ingresado en la lógica de este ecumenismo “light” que no promueve la unidad sino con aquellos que comparten su visión ideológica y su mirada política de la realidad del país.


Líderes religiosos en la celebración central de la Semana por la Unidad de los Cristianos. Tomada de: https://www.facebook.com/pages/Semana-de-Oraci%C3%B3n-por-la-Unidad-de-los-Cristianos/576461562442311?fref=ts

El Comité Interconfesional que coordina este espacio es presidido por la Hna. Eleana Salas, Secretaria Ejecutiva de la Comisión Episcopal de Misión y Espiritualidad, de la Conferencia Episcopal Peruana, junto con otros líderes religiosos de diversas instituciones cristianas, entre las que figuran la evangélica Sociedad Bíblica Peruana en la persona de su director Augusto Alván Parodi.

Pues resulta que este Comité Interconfesional invitó a formar parte de dicho Comité a la Comunidad Cristiana Inclusiva “El Camino” (una comunidad formada por personas cristianas gays, lesbianas, bisexuales y trans). Inclusive se acordó que dicha Comunidad se encargaría de la dirección musical en el lanzamiento de la Semana de Oración por la Unidad de los Cristianos de este año 2015. Sin embargo, repentinamente la presidenta del Comité Interconfesional canceló dicha participación en las actividades de celebración de este año debido a la intervención de los directivos de la Sociedad Bíblica Peruana quienes se sentían incómodos por la participación de cristianos de “tendencias” homosexuales. ¿No es este un caso de discriminación en base a la orientación sexual de una persona? ¿No es cierto que varias organizaciones religiosas católicas y evangélicas realizan una cruzada abierta en contra de las personas cristianas que afirman su orientación homosexual?(4) 

En la foto: pastores de la CCI “El Camino” (Tomada de: http://baulyuri.blogspot.com/2014/06/dia-del-orgullo-y-marcha-lgbti-en-lima.html)

El Ecumenismo peruano se encuentra en esta nueva encrucijada: tiene que redefinir su coherencia con el llamado a la unidad de los cristianos en función de la afirmación de un proyecto humanizador en un mundo que vive en la desesperanza y la discriminación. Si no hay lugar en la mesa ecuménica para los cristianos/as homosexuales en el Perú, entonces, tenemos razones para creer que aún nos falta una actitud de contrición y arrepentimiento porque nuestros prejuicios e intereses económicos y políticos están primando por encima de los valores del proyecto de Jesús, que es modelo de “justicia, paz y gozo en el Espíritu Santo”.

-----------------------------------------
[1] Hace unos años realicé un trabajo sobre el tema, a solicitud del Consejo Mundial de Iglesias. Su título fue: “Impacto del Ecumenismo en el Perú” que puede ser descargado del siguiente link: https://www.academia.edu/581706/Impacto_del_Ecumenismo_en_el_Per%C3%BA

[2] Sobre la defensa de la tutela religiosa sobre las leyes e instituciones públicas, puede leerse la Homilía de Cipriani en la Misa y Te-Deum de julio del 2014: http://www.arzobispadodelima.org/index.php?option=com_content&view=article&id=2683:homilia-en-la-misa-y-te-deum-por-el-193d-aniversario-patrio&catid=343:julio-2014&Itemid=808

[3] Sobre la convocatoria de la ofensiva neoconservadora que involucró a diversos líderes interreligiosos puede verse el documento “Compromiso por el Perú” del 17 de julio de 2014: http://jabenito.blogspot.com.es/2014/07/compromiso-por-el-peru-texto-completo.html

[4] Respecto a los problemas de persecución religiosa por su condición homosexual en la institución Sociedad Bíblica Peruana puede leerse el artículo: “Sociedad Bíblica Peruana en Crisis” en: http://3.bp.blogspot.com/-dov-GG000gs/UgF-rkOJ3WI/AAAAAAAAAHk/NFvHwYMvYMk/s1600/4.jpg



1 comentario:

José Bustamante dijo...

Ya casi un año que no hay publicaciones. Caería bien tener un comentario respecto a las elecciones recientes.